Expaña

A día de hoy el Estado Español se encuentra en una situación irreversible de pérdida de competencias tanto fiscales como sociales, pasando por las económicas. Esta pérdida de competencias se está comandando no solo desde Europa, sino desde los propios territorios que con aire independentista están intentando hacer lo propio aprovechando la ocasión. Europa pide a España una mayor presión fiscal mientras que Cataluña pide su propia hacienda y Extremadura hace con el IVA lo que le da la gana. A día de hoy España aún no se ha acogido al rescate, y digo aún porque no tengo la menor duda de que lo hará más tarde o más temprano. Sin embargo, las políticas económicas y fiscales que estamos sufriendo ahora no vienen de La Moncloa, sino de Bruselas. Gracias a Bruselas se ha abaratado el despido con la intención de promover el empleo. Las grandes empresas están aprovechando la ocasión para deshacerse de personal y para contratar becarios de forma indefinida con los que ahorrarse entre un 50 y un 90% del gasto en personal.
Al gobierno ahora se le ha ocurrido crear lo que denominan “banco malo”. Moriría de risa pero realmente me dan ganas de llorar. Rajoy con este banco malo lo que intenta es hacer oídos sordos a los que, con razón, le dice. Que la solución es la creación de un banco público que abra verdaderamente su ventanilla para dar crédito a los motores de este país: la pequeña y mediana empresa. Parece ser que no, conviene más salvar a la banca por 100.000 millones de euros. No estoy en contra de salvar la banca, porque al fin y al cabo si esta se hunde se hundiría con nuestros ahorros y la situación sería apocalíptica, pero me parece poco ético que al mismo tiempo se esté negando crédito a PYMES y se esté dejando quebrar a otras empresas.
En este país de los recortes, cortarnos el pelo hoy cuesta un 13% más que hace un mes. Para quien esté en una situación crítica y se esté planteando lo peor, decirle que ni se lo planté, que no haga ese feo a su familia ya que morirse hoy cuesta 300 euros más que hace unos días. Mejor que espere, que los brotes verdes están a punto!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *